Sin amenazas… solo sugerencias

Sin amenazas… solo sugerencias |

Al entrar en la adolescencia prohibí que mis padres y hermanos entrasen en mi habitación. Mi cuarto se había convertido en mi bunquer y cualquier violación de mi intimidad hubiese significado la guerra campal en casa. Todo era muy bonito, disfrutar de mi privacidad sin tener que escuchar los consejos tontos de mis padres ni las aventuras en skate de mi hermano, pero no duró mucho. Un día mi madre me dijo que si yo no estaba dispuesta a abrir las puertas de mi habitación, nadie podía entrar a limpiar mi cuarto, hacer la cama, barrer el polvo y que por ello yo tenía que ser mi propia chacha ¡Qué os parece! Aquí total de ahorrarse unas pesetas y hacerme la vida imposible, mandados a hacer! Mi independencia duró poco 3 días, 15 horas, 34 minutos y alrededor de 21 segundos.

Navegando por la web he dado con una tienda de diseño que hace fundas para la cama: cubre almohadas, sábanas, etc. Y he visto una que me ha invitado a recordar mis épocas de juventud. “Go ahead… make my bed” es una funda para almohadas con un mensaje claro “adelante… haz mi cama”, y para reforzar el mensaje una pistola que apunta dispuesta a disparar en casa de que te quedes inmóvil sin estirar la cama.

Un modelo divertido y original para vestir tu cama y para dejar bien en claro quien manda en tu habitación. Con “Go ahead… make my bed” te esperan largos años de independencia, supera el récord. Sin amenazas, solo sugerencias.